Menú principal

La vuelta al trabajo en el campo

La vuelta al trabajo en el campo

El estallido de la crisis económica ha llevado a los emprendedores a buscar opciones de negocio en sectores que, hasta ese momento, no estaban en alza. Un caso clarísimo de esto lo representa el regreso al trabajo en el campo. La ganadería y la agricultura han resultado ser una salida laboral para un porcentaje significativo de trabajadores que se quedaron en paro durante los últimos años.

La vuelta a estas tareas se ha producido, sobre todo, en familias con tradición en el sector que poseían terrenos y ganado. Pero también se da la circunstancia de que personas totalmente ajenas a este mundo se han iniciado en estos duros trabajos. Según la Federación de Organizaciones de Profesionales, Autónomos y Emprendedores (OPA), la cifra de emprendedores dedicados a la ganadería y la agricultura se ha triplicado en nuestro país desde el inicio de la crisis.

En el primer semestre de 2014, había registrados 267.090 autónomos en la Seguridad Social en el sector de Agricultura, Ganadería y Pesca, tal y como muestran las últimas informaciones publicadas al respecto por el Ministerio de Empleo. Es decir, 1.413 más (0,53%) que a principios de este año. En el cómputo interanual, se ganaron 720 actividades productivas, con lo que el incremento se sitúa en un 0,27%.

Andalucía, en cabeza

La comunidad autónoma en la que se registró un mayor aumento de autónomos en este sector fue Andalucía, con 624 nuevas altas (un 1,4% más). Su incremento relativo casi triplica la media española. En segundo lugar se sitúa Castilla y León, con 416 trabajadores por cuenta propia más (un 1%), mientras que Extremadura completa el podio con 247 (1,6%).

En el extremo contrario, está Galicia, comunidad en la que se perdieron 417 autónomos en el sector de la agricultura, ganadería y pesca, lo que supone un 1,2% menos. Le sigue Asturias, cuya reducción se cifra en 130 trabajadores por cuenta propia (-1,2%). Cantabria y Navarra cierran la lista de las autonomías con mayores pérdidas de emprendedores de este ramo, con 31 (-0,6%) y 16 (-0,3-5) menos, respectivamente.

El autoempleo en la agricultura y la ganadería es una clara consecuencia de la actual coyuntura económica y se ha convertido en una salida profesional para las personas con dificultades para encontrar un empleo. Este trasvase de trabajadores al campo ha provocado que el sector primario esté adquiriendo cada vez más peso en el PIB español, peso que había perdido con el paso de los años.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>