Menú principal

Consejos para hacer una presentación de producto en público

presentación de producto

La comunicación visual es algo primordial a la hora de presentar un producto, pero hay otros aspectos que son también esenciales, como la comunicación verbal. No se puede esperar que los clientes potenciales se interesen por un producto después de una explicación desestructurada, carente de información, mal explicada o sin enfatizar los puntos fuertes del producto entre otros aspectos.

¿Cómo hacerlo bien? Esa es una de las muchas preguntas que se suelen hacer muchos profesionales, quienes no dudan en poner ganas para que su producto, marca o servicio sea de interés de los clientes potenciales; para ello vamos a ofrecer una serie de consejos que serán de gran utilidad llegado este caso.

Es muy importante contarlo sin ninguna clase de nervios, explicando con palabras claras y sencillas la historia del proceso de creación del producto, el valor agregado que tiene respecto al sector al que pertenezca y aquellos retos que deben asumirse para competir en el mercado, en caso de que haya competencia.

El guión es imprescindible y aunque podamos permitirnos licencias de salirnos de él en determinados momentos, hay que seguir la línea argumental en todo momento, la cual debe estar perfectamente estructurada y utilizando las palabras claves, sí, al igual que se hace con un artículo de Internet.

La persona que vaya a hacer la presentación debe tener soltura hablando con el público y que no se avergüence de hablar ante muchas personas o incluso de cometer algún pequeño error, algo que hace el discurso mucho más natural y menos preparado.

Esta persona debe contribuir también en la etapa del desarrollo del guión y también ensayarlo de manera interna, haciendo una reunión con las personas de la empresa que asistirán a la presentación y haciendo que éstas se comporten como si fueran clientes, formulando preguntas, etc., de esta forma, la persona encargada de la presentación irá adquiriendo tablas y podrá desenvolverse mejor ante cualquier eventualidad.

La presentación, por norma general, va apoyada por un apartado multimedia, bien sea en vídeo o en imágenes. Hay que tenerlo todo preparado, conocer cuáles son las conexiones exactas y tenerlo todo listo para el día de la presentación, lo que dará mucha mejor imagen que cablearlo todo a última hora.

Permitir una o más rondas de preguntas es primordial, por lo que el presentador o presentadora debe conocer bien el producto y poder responder a cualquier cuestión, aunque no es necesario que sea un conocimiento técnico profundo, pero siempre puede contarse con la presencia de un técnico que pueda dar soporte a estas cuestiones.

Es muy importante que la presentación no sea larga, siempre mejor media hora que una hora y su puede ser de 20 minutos mejor que mejor, siempre y cuando los clientes potenciales se queden con la propia esencia del producto. Y sobre todo, hay que transmitir pasión por lo que se está presentando, que quien lo vea sienta que realmente necesita lo que se le está ofreciendo.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>