Menú principal

Cómo afrontar una dinámica de grupo

cómo afrontar una dinámica de grupo

Actualmente podemos encontrarnos con un gran número de tipologías de entrevistas de trabajo, estructuradas en diferentes fases, más allá de la tradicional lectura del CV por parte del empleador. Una de las que más se estilan son las entrevistas o dinámicas de grupo, que suelen crear gran tensión entre los candidatos, pero que son de gran utilidad para el equipo de selección de personal de la empresa que oferta el trabajo. En ellas pueden ver muchas características diferentes en cada uno de los solicitantes.

Para muchas personas, el clima que se crea es de gran competitividad, lo que hace que se puedan tener incluso más nervios que en una entrevista en solitario. Es por ello que debemos intentar mantenernos en calma en todo momento, evitando dar una mala imagen.

¿Cómo encarar una dinámica de grupo?

Lo primero y muy importante es que seamos nosotros mismos; si aparentamos ser quien realmente no somos pueden suceder dos cosas, que los nervios nos traicionen o que, al final, nuestra verdadera personalidad salga a relucir.

Debemos demostrar que sabemos trabajar correctamente en equipo, algo muy valorado por las empresas. Por esa razón hay que olvidarse que el resto de candidatos son rivales, sino que son compañeros de trabajo o futuros compañeros. Los seleccionadores lo notarán y seguro que lo tendrán muy en cuenta en el proceso de selección.

Es importante una participación activa, eso sí, siempre que se vaya a hacer o decir algo coherente, no podemos hacerlo solo para que se den cuenta de que estamos allí; ellos ya lo saben. Asimismo, es muy importante que si vemos algo que sepamos con seguridad que es incorrecto que lo digamos, es otro de los puntos que buscan muchos entrevistadores, personas decididas. Debemos hacerlo con educación y argumentando bien el por qué estamos en desacuerdo.

Una actitud positiva también es muy tenida en cuenta, no solo a la hora de hablar sino también respetando los turnos de palabra de los compañeros. La participación positiva es muy valorada, recuérdalo.

Lo que no debemos hacer

Hay cosas que no debemos hacer bajo ninguna circunstancia como por ejemplo menospreciar a los compañeros, ya sea verbalmente o con gestos de desaprobación; mostrar inseguridad cuando se habla, dudar mucho es sinónimo de no estar completamente seguro de lo que se está diciendo o se piensa.

Si no se sabe algo, mejor no opinar, porque siempre que digamos algo tendremos que argumentarlo. Por tanto, a veces es mucho mejor un silencio que quedar mal delante de entrevistadores y compañeros. Para finalizar, debemos cuidar la forma de hablar. Se trata de una entrevista de trabajo, no una reunión de amigos, por tanto la jerga o el trato de extrema confianza deben quedar fuera de la reunión.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>